miércoles, 1 de octubre de 2008

Pensamientos

Ultimamente mi mente esta funcionando practicamente las 24 horas del día, y creo que empieza a salir humo por las orejas jajaja. Noto como un sobrecalentamiento en la parte superior de la cabeza que creo que no es normal, por propia experiencia sé que esto no es bueno, la mente tiene que descansar igual que el cuerpo.
Ayer me estuve desintoxicando de la humanidad en casa de mi amiga Tere, tiene una casa de campo enorme con un jardin que uffff, para que os voy a contar, con una fuente con sus respectivos huespedes, una pergola de madera, con unos banquitos y una mesa de madera. Allí nos sentamos las dos con un vasito de vino blanco.
De vez en cuando le tengo que recordar ( pero poquitas) el paraiso que tiene, teniamos a los pajaritos cantando, y una paz infinita.
Ella tambien estaba con energias bajas, así que nos consolamos mutuamente e intentamos como siempre arreglar el mundo.
Esta bien poder contar con gente asi en nuestro camino, me siento feliz y contenta porque sé que soy una previlegiada por tener amigas con quien compartir mis ratitos.
Gracias a todas y todos que me escuchais y consolais en los momentos bajos.
Esta mañana he estado en el albergue, lo hemos limpiado todo, todico, sacado a los perros, mimado, dado de comer, y curado, gracias a ellos tambien, porque llenan ese espacio de mi vida que nada o nadie mas puede llenar

2 comentarios:

Leila dijo...

Gracias a ti por ser uno de los mejores regalos que me ha hecho la vida. Te quiero.

leila dijo...

¡A propósito!, decirte que Leila es el seudónimo de tu amiga Tere, la del campo, donde pasamos las horas muertas respirando vida y naturaleza, ¡Nada de admirador/ora secreta!!!. Besos.