miércoles, 3 de junio de 2009

Mi amigo Rex. 2ª Parte






Y por fin las fotos tan esperadas, gracias Fede!!!! No suelo ser muy expresiva pero os aseguro que saltaba de emoción al recibirlas (interiormente, claro).
Mis primeros intentos de acercamiento fueron en el patio, mmm, no estuvieron mal, asi que nos animamos a sacar a Rex y a Bruja, ahora son intimos amigos.
Como Bruja va suelta muchas veces Rex quiere seguirla, pero de momento no nos fiamos, por lo que se tiene que aguantar e ir con la correa.
De todas maneras, hemos dado un gran paso pero aún no viene por su propia voluntad cuando lo llamo y se deja tocar, creo que mas para quitarse de encima a la pesada que por otra cosa.
Hoy hemos añadido a un nuevo paseante, Colmillo!!!, también va suelto, estamos creando una pequeña manada jajaj, aunque de vez en cuando se le va la perola y me toca correr, pero solo un poco, empieza a entender que me tiene que hacer caso, o sino le tocará pasear con la correa.
Esta mañana se han juntado tres hombretones en el albergue a los que Colmillo les gruñe, solo uno se ha ofrecido a tocarlo delante mía, bueno, es un progreso, aún sigo sin ver esos ataques de furia que le han hecho famoso

2 comentarios:

cristina dijo...

hola debora queria comentarte una cosa ya q tu entiendes tanto a los perros, mira ayer sacamos a villa como todos los dias a un pequeño escampado q hay cerca de casa y alli la soltamos y ella corre como una loca, ayer de momento se para y cuando vamos llegando vemos q habia un gatillo cachorrin muerto ella le daba en la pata supongo q era para ver si despertaba, claro nosotros inentabamos alejarla de alli ya q podria ser no se peligroso para ella, pero cuando ella se dio cuenta q el gato no despertaba empezo a revolcarse x el suelo ¿esto a q se debe q lo haga? si lo sabes contestame si no de todas formas gracias x este blog q me ayuda tanto con villa...

debora dijo...

Hola Cristina, en primer lugar muchas gracias por pensar en mi sobre el pequeño problema de Villa.
Antes de tener a Sort, tuve a otro, era una mezcla rara y muy grande.Lo llevaba siempre al castillo para que hiciera ejercicio, de vez en cuando se perdía y luego volvía con unos olorcitos.... un dia lo descubrí revolcándose en un perro muerto, otra en una caca, en fin,,, ya te harás una idea.
Estuve investigando y lo que encontré fue el origen.
Antiguamente los perros se revolcaban en otros olores(cacas, animales muertos...) para camuflar su olor a la hora de cazar, por lo visto en algunos perros sigue predominando ese instinto ancestral
Solo te puedo decir que nunca conseguí quitarle.esa manía(por llamarla de alguna manera),pero al menos ya iba preparada
Besos